Vientre plano: cómo conseguirlo de forma eficaz.

vientre plano

Una de las zonas de nuestro cuerpo que tiende a acumular grasa e inflamarse es el vientre. De ahí nuestra constante lucha por tener un vientre plano. Para conseguir una tripa plana de forma eficaz tenemos que saber cuál es la causa de esos michelines o de esa sensación de hinchazón abdominal.

¿Por qué tenemos la tripa hinchada?

Muchas personas tienen la tripa hinchada o lo que en términos médicos se llama “distensión abdominal”. El abdomen distendido es aquél que tiene un volumen aumentado debido a la presencia de alguna substancia en su interior, ya sea gas, líquido o sólido. Cuando la causa es el exceso de gases, estos suelen producirse por la ingesta de determinados tipos de alimentos, como los oligosacáridos, un tipo de carbohidrato que es más difícil de digerir. Algunos ejemplos de este tipo de alimentos son: judías, huevos, patatas, leche, cereales, espárragos, brócoli, ajo, repollo, coliflor, maíz, y bebidas con gas.

Como conseguir un vientre plano cuando la causa de la tripa hinchada son los gases:

Para evitar esa sensación de tripa hinchada es fundamental comer despacio. La digestión de los alimentos empieza en la boca y para que sea correcta debemos masticar bien todos los alimentos, sobre todo los que hemos indicado anteriormente. Además comiendo rápido llega más tarde al cerebro la sensación de saciedad. Para una correcta digestión hay que masticar cada bocado entre 15-30 segundos.

Incluye en tu alimentación probióticos y prebióticos para favorecer la proliferación de la flora intestinal. No pueden faltar en tu dieta los yogures, cebollas y las frutas y verduras variadas. Recuerda que los yogures son unos buenos aliados para realizar la digestión, lo que se traduce en un vientre más plano y un aumento de tus defensas. Introduce los yogures en tu dieta diaria.

Para conseguir un vientre plano hay alimentos que deben estar siempre presentes en tu nevera. Estos son las verduras diuréticas, como las acelgas y los pimientos. Que tampoco falten en tu desayuno cereales integrales, las frutas rojas y las cítricas (pomelo, fresas, frambuesas, limón, etc.).

Como conseguir un vientre plano cuando tenemos retención de líquidos y grasa acumulada:

Controla la cantidad de sal y azúcar de tu dieta. La sal favorece la retención de líquidos y el acúmulo de los mismos en la barriga y el azúcar además de convertirse en grasa tiene un alto índice calórico y te hace engordar. Si haces un consumo controlado de estos alimentos evitarás el acúmulo de líquidos y grasa en la zona abdominal.

Es muy importante que controles el tamaño de las porciones que tomas en cada comida. Lo ideal es hacer 5 comidas al día con porciones más pequeñas.

Evita el estrés. Está científicamente demostrado que el estrés y la falta de sueño influyen en la inflamación de la barriga. Cuando estás estresado, tu cuerpo segrega cortisol, la hormona que produce energía y regula el nivel de azúcar en tu sangre. Si éste se dispara puede hacerte aumentar o perder peso, inflamar tu vientre, alterar tus funciones inmunes…

Realiza ejercicio a diario. Si lo que queremos es tener un vientre plano hay que realizar ejercicios que infieran en la zona abdominal. Para ello son muy recomendables los abdominales hipopresivos. Realizándolos correctamente todos los días durante 10 minutos conseguiremos óptimos resultados.

Pese a todas las recomendaciones que acabamos de dar existen casos en los que no conseguimos eliminar la grasa localizada en la zona abdominal. En estos casos en los que la dieta y el ejercicio no dan resultado, la forma más eficaz para conseguir un vientre plano es recurriendo a la abdominoplastia o la miniabdominoplastia, según qué casos. Además, con esta técnica de cirugía plástica eliminamos el exceso de piel y grasa y corregimos la flacidez de la musculatura de esta zona del cuerpo gracias a la realización de un “corsé” interno.

Para más información sobre la abdominoplastia que realiza el Dr. Sordo, no dudes en contactarnos.

Dejar un comentario