Ventajas de la rinoplastia estructural vs la operación de nariz convencional

Por 21 Julio, 2015Nariz
Ventajas de la rinoplastia estructural vs la operación de nariz convencional

Ventajas de la rinoplastia estructural vs la operación de nariz convencional

La rinoplastia (nombre de la operación de cirugía estética que modifica el aspecto de la nariz) se puede realizar de dos maneras: de forma convencional, o mediante una técnica estructural.

En ambos casos la intervención puede afectar a la parte dura de la nariz (hueso y cartílago) y/o a la cobertura blanda de la misma (la piel que recubre este órgano).

Operación de nariz convencional: características

Por lo general, las operaciones de rinoplastia tienen, como principal objetivo, reducir el tamaño de esta parte de la cara.

Para poder llevar a cabo esta intervención de cirugía, se realiza una incisión en la mucosa nasal. Posteriormente, se despega la piel, se retira el exceso de hueso y de cartílago del dorso, y se remodelan los cartílagos de la punta de la nariz. En ocasiones, si al redefinir el dorso nasal se han separado los huesos, hay que romperlos y provocar su aproximación para conseguir una mejor funcionalidad de la nariz. Todo ello, además, consiguiendo que el aspecto final sea el más armonioso posible.

Sin embargo, este trabajo no siempre consigue los resultados obtenidos, pues los tejidos de la piel de esta zona se contraen con el paso del tiempo haciendo que la nariz adquiera un aspecto diferente al que tenía cuando terminó la operación.

 

Rinoplastia estructural: características y ventajas

La rinoplastia estructural es una intervención de cirugía cuya principal misión es mejorar la forma y las funciones de la nariz de una persona. Por tanto, es una actualización de la intervención de rinoplastia convencional.

Para conseguirlo, la rinoplastia estructural mantiene los tejidos de la nariz e interviene sobre el tabique nasal de la persona, lo que permite trabajar sobre este órgano del aparato respiratorio en su totalidad y no solo sobre su aspecto externo. Es decir, permite remodelar la punta de la nariz, eliminar un caballete, estrechar las narices que tienen mucha anchura, corregir desviaciones del tabique nasal o eliminar posibles problemas respiratorios, entre otros.

Las principales ventajas de la rinoplastia estructural que realiza el doctor Gustavo Sordo en su clínica de Madrid son las siguientes:

  • Durante la operación se genera un armazón duro sobre el que la piel se contraerá y adaptará desde el primer minuto tras la operación haciendo que aparezca la forma final deseada por la paciente. Esto permite que la piel de la nariz, que se contrae y se adapta a medida que pasa el tiempo, no acabe adquiriendo un aspecto de nariz afilada, con dorso de tobogán y punta retraída hacia arriba. Un resultado típico de las intervenciones de rinoplastia que tradicionalmente se llevan a cabo.
  • Las incisiones que se realizan en la rinoplastia estructural son pequeñas y se localizan en la columna de la piel y el cartílago (la columela). Por tanto las cicatrices son prácticamente imperceptibles una vez que han madurado.
  • Se trata de una operación que dura unas dos horas y en la que se emplea anestesia general, por lo que se realiza con total comodidad para el paciente.

En definitiva, la rinoplastia estructural es una superación de las operaciones de cirugía que tradicionalmente se han llevado a cabo en esta zona de la cara.

Dejar un comentario