Lactancia después de un aumento de mamas ¿Se me caerá el pecho?

lactancia materna después de aumento de pecho

La lactancia después de un aumento de mamas siempre conlleva la pregunta ¿se me caerá el pecho? La respuesta es que sí, el pecho siempre desciende algo tras la lactancia materna, aunque esta caída no es igual en todas las mujeres y depende de otros factores vinculados al embarazo y a la crianza del bebé.

Para ello, primero hay que saber que las mamas están sujetas a la clavícula y a los músculos pectorales por los ligamentos de Cooper. Este conjunto de tejidos se extiende o contrae cuando la mama gana o pierde volumen respectivamente, situación que durante la lactancia materna se repite con asiduidad a lo largo del día. Un hecho que provoca que los ligamentos den de sí y el pecho descienda de su posición inicial cuando termina el proceso de alimentación natural del bebé.

Este comportamiento de la mama se produce en todos los casos, nos hayamos sometido o no a una operación de aumento de mamas. Aunque hay que destacar que en los casos en los que se haya realizado la intervención de cirugía estética el descuelgue de la mama es mucho menor.

Trucos para evitar que el pecho se descuelgue demasiado

Dado que es inevitable que se produzca esta situación, para las mujeres que vayan a alimentar a sus hijos de manera natural y no quieran que se le descuelgue demasiado el pecho, es aconsejable que:

  • Que durante el embarazo no se gane mucho peso. Lo ideal es que no se supere el kilo por mes.
  • Que no se practique la lactancia durante más de 3 ó 4 meses. Cuando practicamos la lactancia natural durante un año o más tiempo los efectos sobre el pecho son mayores. Recordamos que la OMS (Organización Mundial de la Salud) aconseja la lactancia materna exclusiva durante los 6 primeros meses de vida del bebé.

También resulta muy práctico fortalecer la zona de la mama realizando una serie de ejercicios localizados en el trabajo de los pectorales antes de quedarnos embarazadas. De esta manera contribuiremos a que el proceso de descuelgue de las mamas antes de la lactancia materna sea más lento.

En cualquier caso, si tu pecho se ha descolgado tras un embarazo o debido a la lactancia materna, lo mejor es acudir a la consulta de un profesional de la cirugía estética donde te aconsejarán sobre las intervenciones que te pueden ayudar a recuperar tu silueta. Propuestas que no solo elevarán tu pecho, sino que eliminarán aquellos kilos de más que hayan aparecido con la gestación.

Para más información pide cita con el Dr. Gustavo Sordo.

One Comment

Dejar un comentario

Si estás considerando someterte a una operación de cirugía estética Pide cita sin compromiso